Por que los aviones no se caen

Cómo afecta la gravedad a los aviones

Brickhouse: A veces se trata de un aterrizaje normal en el que todo va bien y en el último segundo ocurre algo que provoca un accidente. En otras situaciones, ya hay una emergencia a bordo del avión, que ya ha complicado el aterrizaje. Y entonces aterrizan, y algo desgraciadamente sale mal.Narrador: Las estadísticas pueden dar miedo, pero siguen diciendo que volar es la forma más segura de viajar. E incluso si ocurriera un accidente en tu próximo vuelo, tendrías un 95,7% de posibilidades de sobrevivir a él.NOTA DEL EDITOR: Este vídeo fue publicado originalmente en diciembre de 2019.

Cómo funciona realmente un ala

En diciembre de 2003, para conmemorar el centenario del primer vuelo de los hermanos Wright, el New York Times publicó un artículo titulado “Staying Aloft; What Does Keep Them Up There?”. El objetivo del artículo era una simple pregunta: ¿Qué mantiene a los aviones en el aire? Para responderla, el Times recurrió a John D. Anderson, Jr., conservador de aerodinámica en el Museo Nacional del Aire y del Espacio y autor de varios libros de texto sobre el tema.

Lo que Anderson dijo, sin embargo, es que en realidad no hay acuerdo sobre lo que genera la fuerza aerodinámica conocida como sustentación. “No hay una respuesta sencilla para esto”, dijo al Times. La gente da diferentes respuestas a la pregunta, algunas con “fervor religioso”. Más de 15 años después de aquel pronunciamiento, sigue habiendo diferentes versiones de lo que genera la sustentación, cada una con su propio y considerable rango de celosos defensores. A estas alturas de la historia del vuelo, esta situación es ligeramente desconcertante. Al fin y al cabo, los procesos naturales de la evolución, trabajando sin sentido, al azar y sin ninguna comprensión de la física, resolvieron el problema mecánico de la sustentación aerodinámica para las aves que vuelan hace siglos. ¿Por qué debería ser tan difícil para los científicos explicar qué es lo que mantiene a las aves, y a los aviones, en el aire?

  Radar de aviones en vivo

Por qué el avión no se cae por la gravedad

“Querido capitán Chance, tomar su curso me ayudó mucho. Mis cuatro vuelos fueron muy bien. Nunca había tenido turbulencias en los vuelos, pero en estos sí, y pude mantener la calma. El despegue todavía me pone nerviosa, pero pude recordar que los aviones están hechos para volar y hacer su trabajo bien. Tengo otra serie de vuelos en una semana, pero ahora estoy mucho menos nervioso”.

Los pilotos de las aerolíneas comerciales hacen todo lo posible para que su vuelo sea lo más suave e inmóvil posible, pero debes saber que estos aviones pueden rendir de verdad si es necesario. Tienen motores grandes y potentes, alas robustas y eficientes, y controles muy sensibles. Técnicamente, estos aviones no están certificados para ser acrobáticos, pero pueden maniobrar de verdad. Podríamos incluso hacer bucles y volteretas, ¡pero te prometo que no lo haremos!

  Los aviones mas grandes de la historia

La FAA exige que los aviones a reacción modernos se diseñen y construyan con grandes márgenes de seguridad. Todos los aviones y sus equipos se construyen a partir de diseños aprobados por la FAA y se fabrican con sistemas aprobados por la FAA.

Al salir de la fábrica, los aviones se someten a pruebas de vuelo exhaustivas antes de ser certificados por la FAA. Los aviones pueden soportar muchas veces las tensiones y fuerzas que se les pueden imponer en vuelo.

Teoría de la elevación incorrecta

Simpson estaba probando un prototipo del Lockheed F-104 “Starfighter”, el primer caza estadounidense capaz de volar a más del doble de la velocidad del sonido. Estaba en los límites más lejanos del diseño de aviones de la época.

Después de volar a 30.000 pies de altura, una avería en los alerones (las secciones traseras del ala que ayudan a girar al avión) hizo que el Starfighter de Simpson se inclinara hacia abajo y diera una vuelta de campana, muy por encima del suelo. Simpson sabía que tenía que salir rápidamente y tiró de la manivela del asiento eyectable a 27.000 pies (8,1 km).

“Todavía recuerdo la fuerza del aire que me inmovilizaba en el asiento, como si estuviera descendiendo en el asiento delantero de una montaña rusa de una milla de altura”, relató Simpson a Flight Journal en una entrevista en 1998. “Sólo que esta explosión fue instantánea; me golpeó a unas 450 mph (725km/h)”.

  Aviones de equipos de futbol

El paracaídas de Simpson se abrió sin problemas y sobrevivió al percance con poco más que golpes y magulladuras. Pero lo que llama la atención de su eyección es que no fue escupido del avión a través de la capota de la cabina del Starfighter, sino a través del suelo. El joven piloto de pruebas es uno de los pocos que lograron escapar de un avión condenado en un asiento eyectable que se disparó hacia abajo, no hacia arriba.

Scroll al inicio
Ir arriba